¿Cómo actuar frente a una pelea de perros? Estos son los consejos para separar a los animales de forma segura

La mayoría de las personas no sabe actuar frente a una pelea de perros, y más si se trata del suyo, por ello un blog dedicado al adiestramiento de las mascotas ha publicado ocho consejos para enseñar a los dueños a actuar ante una pelea entre perros.

Perros peleando
Perros peleando | –

Un blog dedicado al asesoramiento y consejos sobre el cuidado y adiestramiento de las mascotas ha publicado una serie de consejos para enseñar a los dueños a actuar adecuadamente ante una pelea entre perros. ‘Afecto animal’ asegura que “la mayoría de las personas no sabe actuar frente a una pelea de perros, y más sis se trata del suyo”, por ello recomienda seguir estas ocho recomendaciones.

Lo primero de todo es analizar si la pelea supone algún riesgo para alguno de los perros implicados. Si uno de los perros muestra señales de sumisión, lo mejor es dejar que la trifulca se resuelva entre ellas aunque supervisando que alcance un nivel más alto.

1. Leer el lenguaje corporal. Si se trata de una pelea con alta tensión, lo primero que hay que hacer es leer “el lenguaje corporal de ambos canes para poder señalar cuál es el perro agresor y cuál es el que se defiende”. Reconocer la posición de los animales es importante porque “dependerá el bienestar del perro que sólo se está defendiendo”.

2. Mantener la calma. Es muy importante mantener la calma y no llamar al perro de una forma desesperada ya que el can “puede relacionar su nombre con esa mala situación”, por lo que se puede reforzar su mala conducta. “La tensión natural de la pelea puede verse agravada con nuestros gritos, patadas y, en pocas palabras, nuestra tensión”, señala el blog.

3. Levantar las patas de atrás. Este método sólo será efectivo cuando no sea una pelea entre perros de presa (Bull Terrier, Pit Bull, Rottweiler, Staffy,…). Por lo general, el resto de razas pierden el equilibrio al perder su punto de apoyo más fuerte y tienden a abrir la boca, soltando al otro can.

Este método requiere de dos personas, ya que sólo saldrán bien si se hace a la vez, ya que “si uno actúa antes dará más ventaja a uno de los perros”. “Cuando abran la boca y se separen, dar marcha atrás todavía cogiendo a vuestros perros por las patas. Nunca os separéis mucho y no os vayáis del lugar de los hechos, sino que los calméis estando ahí mismo”, aconseja el blog.

4. Echar agua por encima. Siempre que sea posible, es muy efectivo lanzar un chorro a presión con una manguera a la cara de los perros, especialmente al agresor. “Si no funciona, mete la manguera en la boca del perro agresor para que suelte al otro”.

5. Interponer un objeto entre ambos. Si no se puede hacer uso del agua, se puede utilizar algún objeto de grandes dimensiones para ponerla en medio de los dos perros. Es importante interponer el objeto de abajo a arriba, para que haya “menos espacio entre sus bocas y se obliguen a soltar”.

6. Ruido estremecedor. Se trata de hacer un ruido extremadamente fuerte para distraer a los animales. Se pueden utilizar sprays de aire comprimido o bocinas.

7. Spray de citronela. Habría que reconocer al perro agresor y echarle citronela en el morro, así soltará a la víctima para ponerse a estornudar. La citronela no es tóxica, solo moleta.

8. Hacer palanca. Hay que meter un palo en la boca del perro “por detrás de los molares” y hacer palanca hacia un lado.

antena3noticias.com | Madrid | 01/11/2018

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*